Preparación Física Para Oposiciones

Perdidas de orina en el deporte.

Tratamiento de pérdidas de orina en el deporte en Murcia

¿Has tenido en alguna ocasión escapes de orina mientras haces deporte?

¿Se te han escapado unas gotitas de pis en tu clase de aerobic o durante saltos?

¿Ya no te atreves a realizar algunos ejercicios por miedo a que se te escape?

Las perdidas de orina en el deporte se presentan en un porcentaje relativamente alto. La actividad física se supone que debe ser una manera de mantenerte sana y hacerte sentir bien, pero a muchas mujeres le puede provocar ansiedad y vergüenza.

La incontinencia urinaria en mujeres al correr o saltar es mucho más frecuente de lo que puedas imaginar a pesar del tabú que se lleva respecto a este tema. Muchas mujeres con este problema lo aceptan como parte de la vida. Hasta un 30% de estas mujeres cambian su forma de hacer ejercicio o hasta dejan de practicarlo por completo.

¿Qué es la incontinencia urinaria de esfuerzo?

Es aquella donde se producen perdidas durante las actividades físicas o con esfuerzos, por ejemplo con una tos, estornudo, coger peso, etc. Estas aumentan la presión en el abdomen. Tu suelo pélvico, responsable de dar soporte a los órganos pélvicos debe estar tonificado. Sin embargo, si está débil o dañado se podrán producir algunas pérdidas de orina.

¿Cuáles son los deportes que aumentan el riesgo?

¿Qué tienen en común estas actividades?

Al hacer el apoyo de un pie tras otro, se van produciendo unos impactos que someten al suelo pélvico y a las vísceras pélvicas a un continuo rebote. Si tu musculatura no está fuerte, se van produciendo pequeños descensos de esas vísceras.

Lo primero es no sentirte avergonzada, al contrario hay que aceptarlo como algo normal y ponerte manos a la obra, ya que la anatomía femenina por su estructura puede propiciar estas pérdidas:

  1. Consulta a un especialista: La fisioterapia del suelo pélvico es una de las opciones que debes considerar, sin descartar otras dependiendo de tus síntomas.
  2. Reforzar el suelo pélvico y la cincha abdominal: Los músculos del suelo pélvico trabajan en conjunto con el abdomen. Si el abdomen no está tonificado, en concreto el músculo transverso, el suelo pélvico tendrá que hacer todo el trabajo. Deben trabajar en sinergia.
  3. Reeducar hábitos posturales: A parte de aprender a proteger tu suelo pélvico durante el ejercicio, vamos a reeducar algunos hábitos del día a día como toser, estornudar, levantarnos de la silla, etc.
  4. Cambia a una actividad de menos impacto: Lo mejor es que si no te dedicas a ello, elimines esa actividad de alto impacto durante un tiempo y la modifiques a una actividad con menos impacto o adaptar en la medida de lo posible el entrenamiento, para ello es importante que trabajes con profesionales. No hay que hacer una vida sedentaria, debemos controlar el factor de riesgo que nos produce las pérdidas de orina.
  5. No realices ejercicios de Kegel de manera aislada: Debe ser un especialista quien debe comprobar que todo ese conjunto está en condiciones para poder trabajarlo. A veces no sabemos cómo utilizar esa musculatura y no siempre contraer/relajar es el remedio más indicado.

Debes entender la relación de tu suelo pélvico con el abdomen, el diafragma y saber identificar correctamente los músculos que hay que trabajar.

Consulta con nuestro servicio específico de suelo pélvico, y confía en profesionales para prevenir problemas mayores en un futuro.

Tabla de contenidos

Salud

Vértigos

INTRODUCCIÓN Se define vértigo como la ilusión que uno mismo o el entorno se mueven o rotan. Esta sensación falsa de movimiento, frecuentemente va acompañada de náuseas, vómitos, dificultad con el

leer artículo >
×